Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘ñiño’

IMG_8623

Regalad sonrisas…

En mis momentos más bajos es cuando necesito hablar de la sonrisa, para mantenerme alerta y no olvidarme de ella. La sonrisa ha sido uno de los ingredientes indispensables que le he puesto yo al festín de la vida.

Porque… ¡qué importante es la sonrisa! una sonrisa te envuelve, te caldea el corazón, te aplaca la angustia, te alivia el dolor, aminora la ira y casi siempre arranca otra sonrisa.

Sonrisas de la persona amada, que te roba el corazón,

sonrisas del amigo, que allanan tu camino,

sonrisas del niño, que te despiertan ternura,

sonrisas del compañero, del vecino, del transeúnte, del cliente, 

todas ellas son importantes, todas ellas iluminan tu vida.

Y… las que tú das ¿no sientes que das vida con ellas? la persona a la que dedicas una sonrisa sincera, siempre será más receptivo, más comprensivo, más amable, más considerado, se sentirá que es alguien para ti en ese momento y la relación se hace mHappy Smiley Emoticon Faceás cercana, más amigable.

Trabajo en la Sanidad Pública y sé lo importante que es la sonrisa para los usuarios que acuden a mí. Y no la escatimo. A pesar de los pesares que lleve por dentro, a la gente que acude a mí nunca le va a faltar mi sonrisa. Quizá le falte una respuesta efectiva a sus problemas, ya que la mayoría de ellos no está en mi mano resolverlos, pero mi sonrisa y la voluntad de solucionarlos o allanarles el camino para conseguirlo, eso no les falta.

Y lo agradecen, lo sé porque así me lo dicen y así lo siento. Para ellos es un soplo de aire fresco recibir una sonrisa, una palabra amable, un ofrecimiento de ayuda.

Una sonrisa es gratis. Repartámoslas a nuestro alrededor. Regalad sonrisas a conocidos y desconocidos, a ricos y pobres, a niños y adultos, a amigos y enemigos. Todos seremos más felices. ¡Haced la prueba!

Repartamos sonrisas y se convertirán en risas contenidas, luego en risas convencidas y finalmente en carcajadas que lancemos al viento y transpasen montañas y campos y contagien a otras gentes, y luego a otras y otras, serán ¡sonrisas sin fronteras!

Aunque sean sonrisas tristes, si salen del corazón, son sonrisas. En algún momento volverá el brillo a los ojos y las sonrisas se convertirán en alegres. Y entonces iluminarán el mundo.

Para vosotros, una sonrisa de complicidad.

SONRISAS, SIEMPRE SONRISAS, SIEMPRE.


Este post lo publiqué en mi antiguo blog hace ya unos años. Me lo recordó Úrsula con un post que ha publicado hace poco hablando de los beneficios de la risa…

Va por ti, Úrsula.

.

Anuncios

Read Full Post »

presente

Érase una vez un niño

que escuchaba, extasiado, las maravillosas historias

que le contaba su abuelo, un hombre muy espiritual y sereno…

Había una, sobre todo, que el niño nunca olvidó,

la que se refería al “precioso presente”.

Le insistía para que le explicara en que consistía tan precioso presente

y el abuelo, enigmático, le decía:

-sólo tú lo descubrirás, pero es algo que te hará eternamente feliz.

.

Y el niño permaneció atento,

no quería que se le escapara tan preciado presente.

Llegó su cumpleaños y le regalaron una bicicleta,

se sintió tan feliz que pensó…

“este debe ser el precioso presente que dice el abuelo”

pero a los pocos días se cansó. La dejó en un rincón.

La felicidad había durado poco, “no, éste no es…”, pensó.

.

Y fueron pasando los años, y fue recibiendo presentes,

pero ninguno le dio la ansiada felicidad.

Conoció el amor, lo vivió,

fue feliz por un tiempo, pero también se acabó.

Viajó, conoció países, ciudades,

conoció personas, nuevos amores,

se casó, tuvo hijos,

pero siguió sin conocer lo que el abuelo llamaba

el “precioso presente”.

.

Y pasó el tiempo.

El abuelo murió. Y con él murió el secreto.

Se sintió desgraciado, le lloró,

echó de menos los momentos felices compartidos con su sabio abuelo.

Y en ese momento lo vio claro,

después de tantos años de búsqueda lo vió… Por fín ¡lo vió!

.

¿Qué tenía su abuelo que irradiaba esa alegría de vivir y esa serenidad?

¿Qué había en él que hacía que el que estaba a su lado, se sintiera la persona más importante en el mundo?

¿Cómo conseguía transmitir esa serenidad y contagiar de ella a todo el que le conocía?

.

Nuestro amigo comprendió que el “precioso presente”

no era algo material.

El “PRECIOSO PRESENTE” era algo intangible,

ERA EL AQUÍ, EL AHORA, EL PRESENTE, EL INSTANTE… EL HOY.

Su abuelo había vivido el momento presente, saboreando cada segundo

sin pensar en el mañana, porque

¿para qué gastar energía en algo que quizá no llegue a pasar nunca?

¿para qué quedarse anclado en el ayer, si pasó y ya no existe?.

El presente es la única realidad… la única.

.

Y para conseguir esa felicidad eterna del “precioso presente”

hay que vivir el aquí y el ahora, hay que exprimir el instante,

hay que vivir el hoy

sin preocuparnos de nada más, solo existe el hoy…

ombu

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

¿Os ha gustado la historia? La he sacado de un libro que me dejaron en unas vacaciones hace unos años, “A la sombra del ombú”. Lo único que he hecho ha sido traducirlo a “mi idioma”. Y de vez en cuando me lo repito para no obsesionarme con las cosas, ni pasadas ni futuras.

.

Yo, estoy aprendiendo a vivir el presente,

a saborear esos preciosos instantes que nos da la vida,

sin pensar en nada más.

Estoy aprendiendo a relativizar el tiempo y el espacio,

después de todo, nuestro tiempo no lo conocemos,

y el espacio, es tan relativo…

yo estoy ahí, donde está mi pensamiento

aunque esté a varias lunas de mí.

.

Y es que, el ayer ya pasó,

el mañana… ¿llegará?

lo que tenemos es el hoy, ¡VIVÁMOSLO!

.

Read Full Post »